EE.UU. seguirá siendo el mayor socio cualquiera que sea la tensión comercial internacional

 Si bien el Tratado de Libre Comercio  Colombia-Estados Unidos deja la balanza comercial inclinada a favor del país norteamericano y la nación suramericana siempre ha sido su aliado estratégico en la región 

 

 
 
 Bogotá, 2018-07-30- 09:56 / Por: AmCham Colombia

El Comité de Comercio Exterior de AmCham Colombia analizó el rumbo del tratado de libre y escuchó un experto de Squire Patton Boggs para tratar aspectos de interés para el futuro de las relaciones con EE.UU.

 

Si bien el Tratado de Libre Comercio  Colombia-Estados Unidos deja la balanza comercial inclinada a favor del país norteamericano y la nación suramericana siempre ha sido su aliado estratégico en la región , dicho acuerdo podría ser objeto de revisión si no se resuelven las preocupaciones de EE.UU. en propiedad intelectual, chatarrización y otros pendientes.

 

Esa fue una de las principales conclusiones del Comité de Comercio Exterior de AmCham Colombia en el que empresarios miembros de la Cámara conversaron con Frank Samolis, experto de Squire Patton Boggs, y delegados de la Embajada de Estados Unidos en Colombia, sobre los aspectos más importantes de la política comercial del Gobierno Trump.

 

El año pasado Colombia exportó US$10.540 millones (FOB), importó US$12,014 millones (CIF) y la balanza comercial favoreció a Estados Unidos en US$864,5 millones. Este año, hasta abril, la diferencia en la balanza era de US$144,1 millones a favor de los norteamericanos, cifras que demuestran que el TLC con Colombia sigue siendo beneficioso para EE.UU.

 

A pesar de ello, Robert Lighthizer, representante comercial de Trump, dijo, en octubre del año pasado, que probablemente el gobierno estadounidense planea revisar y renegociar acuerdos con países latinoamericanos, luego de que terminen de inspeccionar y resolver todos los puntos claves del TLCAN (Nafta por sus siglas en inglés). Para Frank Samolis, esta debería ser una señal de alerta para Colombia: “No deberían confiarse en que su tratado está exento de revisiones por su cercanía con EE.UU. porque la política comercial de Trump es impredecible. Sin embargo, es cierto que no hay señales claras que hagan pensar que Colombia está en una lista prioritaria de acuerdos a ser renegociados”, afirmó.

 

Por su parte, los oficiales de la Embajada le aseguraron a los empresarios asistentes que, desde su perspectiva, no ven ninguna razón el horizonte para que su Gobierno quiera renegociar el TLC con Colombia: “Este es un acuerdo beneficioso para nosotros, sin importar que la diferencia cada vez es más corta, la balanza comercial se sigue inclinando levemente de nuestro lado. Además, los empresarios estadounidenses están a gusto con las oportunidades que ha generado para ellos este acuerdo y no han presentado quejas o sugerencias sobre el mismo”, dijeron.

 

Sin embargo, los expertos estuvieron de acuerdo en afirmar que Colombia tendrá que trabajar arduamente en resolver los pendientes que ha presentado la administración de Donald Trump en materia de chatarrización y propiedad intelectual, pues descuidarlos podría acarrear fuertes sanciones comerciales e incluso una renegociación del TLC: “No debemos olvidar que uno de los factores que llevó a Trump a blindarse comercialmente de China fue precisamente sus faltas a la propiedad intelectual, Colombia debe evitar que esto pueda pasar con ella, sin importar que las faltas sean a una escala menor”, dijo Samolis.

 

La buena noticia tanto para la Embajada como para Samolis es que el presidente electo Iván Duque, en sus recientes reuniones con los altos mandos de la Casa Blanca, ha demostrado sus intenciones de mejorar en esos dos aspectos y adicionalmente en la lucha antinarcóticos, por lo que de continuar por ese camino Colombia podría estar tranquila de que el acuerdo no será modificado y de que, siguiendo con los diálogos, podría ser objeto de una eventual exclusión de los aranceles a productos como el acero y el aluminio que tanto han agitado el comercio mundial en los últimos días.