Reforma Tributaria de EE.UU., oportunidades e impacto en Colombia

Con el apoyo de afiliados como EY, Araujo Ibarra y Control Risk, AmCham Colombia, preparó el siguiente documento que consolida los principales aspectos de la reforma tributaria que entró en vigencia este año en Estados Unidos.

1. ¿Cuáles son específicamente los principales puntos de la reforma que se aprobó?
La reforma está condensada en un documento de 500 páginas, es compleja y sujeta a interpretaciones. Los especialistas todavía están analizando los detalles y sus implicaciones. Pero en general los expertos coinciden en que los aspectos principales son: 

· Reducir la tasa de impuesto a las ganancias corporativas del 35% al 21% a partir de 2018.
· Dejar un impuesto único del 12% sobre las ganancias en el extranjero acumuladas y del 5% para los activos ilíquidos.
· Eliminar varias deducciones y créditos, como la deducción de producción nacional, el crédito fiscal por oportunidad de trabajo y el crédito fiscal de nuevos mercados.
· Limitar la tasa de impuestos aplicada a una porción de los ingresos comerciales de las entidades de transferencia al 25%.
· Revocación del impuesto mínimo alternativo corporativo (Alternative mínimum tax por sus siglas en inglés “AMT”), a partir de 2018
· Permitir que las empresas deduzcan el costo de ciertos activos puestos en servicio antes del 1 de enero de 2022. A partir de esta fecha el beneficio se irá reduciendo gradualmente.
· Limitar el uso de pérdidas fiscales al 80% de los ingresos gravables por pérdidas que surjan en los años fiscales, eliminando la posibilidad de amortizar de forma retroactiva las pérdidas y permitiendo de manera indefinida su amortización en el futuro.

2. ¿Y eso qué implicaciones tiene para Colombia?
Los incentivos para que la inversión estadounidense se quede allí y la alta tasa de tributación corporativa en Colombia pueden afectar los niveles de inversión que nuestro país recibe. Se puede dar un cambio global de foco en las inversiones, pues las nuevas tasas corporativas de Estados Unidos resultan competitivas y pueden lograr un equilibrio ante los bajos costo de producción y mano de obra de países como Colombia. El diferencial entre la tasa de tributación corporativa (40% vs. 21%) se constituiría en un desincentivo a la inversión en Colombia. Las compañías colombianas que forman parte de grupos norteamericanos podrían ver modificadas sus estrategias de inversión, y principalmente de repatriación y otras transacciones.
Es una señal de alerta en relación con la inversión extranjera que llega al país. Una tarifa del 21% de impuestos motiva a las compañías a reconsiderar sus inversiones para aprovechar ese beneficio.
Estados Unidos es el principal inversionista extranjero en Colombia. En el primer semestre de 2017, la IED desde Estados Unidos en el país ascendió a US$924 millones. Desde 2012, la cifra asciende a los US$11.724 millones y desde entonces se han generado alrededor de 22.000 empleos. Colombia debe trabajar en una estrategia de atracción de inversión con beneficios, sectorizada y sobre todo con mayor énfasis en el posconflicto y el turismo, donde tengamos mayores ventajas comparativas.

3. ¿Cómo cree que las empresas colombianas podrían beneficiarse de la reducción de impuestos en EEUU con la reforma tributaria?
Teniendo en cuenta que la reforma esta direccionada a generar beneficios aquellas empresas que inviertan en EEUU, las principales beneficiadas serán las empresas que tengan operación en ese país, ya que gozan de esa reducción impositiva con la entrada en vigencia. Para cualquier empresa es una oportunidad para invertir allá o generar alianzas que permitan sacar provecho y fortalecer su competitividad al bajar esa carga. De acuerdo con información de la balanza de pagos del Banco de la República, entre 2012 y 2016, la inversión de Colombia en Estados Unidos asciende a 859 millones de dólares.
Algunas compañías colombianas que poseen inversión en Estados Unidos tienen escudos fiscales que actualmente se recobran con un 35% de la tarifa corporativa, sin embargo, con esta reforma esa recuperación ya no sería con ese porcentaje, pues la propuesta es que sea al 21%. Esto supondrá un impacto significativo en los estados financieros de las compañías que tienen operaciones en el país norteamericano.
Muchos proyectos de restructuración, inversión y realineación de las compañías analizarían que Estados Unidos se convierta en una jurisdicción “holding” que lleve a que el sistema financiero sea reevaluado y facilite las inversiones en el país”.


4. ¿Cuál cree que fue la razón por la cual el presidente Trump propuso elaborar una reforma tributaria tan radical?
Es un paso más en el cambio en el estilo, enfoque y forma de estructurar sus relaciones, con énfasis en la política de los negocios, con mayor pragmatismo, procurando el beneficio interno. Colombia debe ponerse a la par de las prioridades de Estados Unidos y elevar el nivel de la relación comercial bilateral que actualmente tenemos para que sea una relación de suma para ambos países.
La reforma fiscal busca hacer el régimen fiscal de EE.UU. más atractivo y competitivo en el contexto global. Buscando una tasa del impuesto sobre la renta inferior al promedio de la OCDE, la cual va de la mano con una serie de incentivos tributarios que suman cerca de $1.5 trillones de dólares en recortes fiscales.
No obstante, las diferentes disposiciones que reducen la carga tributaria y favorecen a las empresas en materia de competitividad tributaria, la reforma fiscal es sumamente compleja técnicamente y extensa en cuanto al volumen del documento preparado por el Congreso de EE.UU. el cual excede las 500 páginas a lo cual se sumarán extensas disposiciones que serán emitidas por la autoridad administrativa en los meses que están por venir. Trump indicó que una de sus prioridades iba a ser una reforma fiscal radical focalizada en la protección de la industria estadounidense mediante una reducción drástica de los tipos impositivos y una simplificación del Código Tributario. Hizo de la reducción de impuestos el caballo de batalla de su política económica, con el objetivo de dar más poder adquisitivo a la clase media y estimular el crecimiento de la economía y el empleo

El Presidente de Estados Unidos está buscando cerrar la brecha en materia comercial por medio de políticas proteccionistas que en esencia pretenden aumentar lo que él llama reciprocidad comercial y que impacta los acuerdos multilaterales y de inversión extranjera. 

En ese sentido, al romper el status quo del comercio, es más amigo de buscar acuerdos bilaterales en donde pueda obtener mayores beneficios para la industria local. Es otra de las razones por las cuales se embarcó en la renegociación del TLCAN con México y Canadá, proceso que avanza con lentitud y con pequeños logros en lo técnico pero afectados en gran medida por lo político, no sólo por los anuncios del presidente Trump (como el de los aranceles para el acero y el aluminio) sino también por las elecciones que se avecinan en México en donde también hay asuntos pendientes por el tema migratorio.
Trump busca principalmente enfocarse en equilibrar, en primera instancia, la cancha de juego con los grandes socios comerciales de Estados Unidos como China, Corea del Sur, Alemania, Filipinas, Vietnam.  Reducir con ellos el déficit comercial.  El Presidente de Estados Unidos Trump se expone a que los países afectados comiencen procesos ante la Organización Mundial del Comercio por incumplir los acuerdos.

5. ¿Esto, junto con a una eventual revisión del TLC vigente, podría afectar las relaciones económicas y comerciales entre ambos países?
Es un momento de transición en Estados Unidos. La administración Trump quiere fortalecer la industria local y generar empleo, por ello propuso la renegociación del acuerdo de libre comercio con México y Canadá, sus principales socios y vecinos. Pero también pretende revisar el Sistema General de Preferencias -comenzando por países asiáticos- y con la reforma tributaria busca que, al bajar los impuestos, las empresas dediquen esos recursos en generación de puestos de trabajo para sustituir algunas importaciones.  Por eso hemos planteado en AmCham Colombia que es momento de elevar el nivel de la relación comercial con Estados Unidos para ir más allá de lo diplomático y mostrar los beneficios gana-gana de los negocios entre los dos países.
Colombia deberá comenzar a repensar su estrategia para competir ante la nueva realidad económica global, buscando en esta reforma tributaria ser un destino atractivo para las compañías estadounidenses que tengan planeado invertir o hacer negocios en la región. La reducción de impuestos le daría un estímulo económico a Estados Unidos que se traduciría en compras de activos y/o artículos en Latinoamérica. En el caso colombiano, es posible observar beneficios en la compra y venta de bienes relacionados con plásticos, manufactura, equipos eléctricos, café, té, yerba mate, azúcares, flores, entre otros productos.  La reforma tributaria norteamericana puede tener profundas implicaciones a la manera en que operan las compañías en el mundo.

6. ¿Cuáles son las implicaciones de la reforma tributaria de Estados Unidos en el marco internacional?

· Modificación del régimen actual a efectos de establecer un sistema de tributación territorial con el propósito de permitirle a las compañías repatriar utilidades sin incurrir impuestos adicionales en tanto que ciertos requisitos sean cumplidos. (Régimen de exención respecto de dividendos distribuidos por compañías extranjeras). La expectativa es que esta medida atraerá mayores inversiones de vuelta a los EE.UU. y equilibrará la posición de las empresas estadounidenses en el plano global.
· Las utilidades obtenidas por subsidiarias extranjeras que no hayan sido sujetas a imposición en EE.UU. serán sujetas a impuestos, la tasa reducida del 15.5% para activos líquidos y 8% para activos no líquidos, en general, esto es relevante esto es relevante para aquellas entidades en EE.UU. que tengan participación subsidiaria extranjeras.
· Reglas anti erosión con el propósito de proteger la base impositiva – A través de estas reglas se impone un nuevo impuesto mínimo por erosión de base que se calculará por referencia a todos los pagos deducibles realizados a un afiliado extranjero durante el año y se aplicará a ciertas empresas estadounidenses con ingresos brutos anuales promedio de $ 500 millones o más durante tres años.
· Limitación en las deducciones por intereses mediante un cálculo determinado sobre una base fiscal ajustada y aplicando un monto del 30% a dicha base a efectos de determinar el interés deducible.
· Se imponen nuevas reglas anti diferimiento para garantizar que los rendimientos de intangibles imputados de las subsidiarias extranjeras controladas (“controlled foreign corporations” por sus siglas en inglés “CFC”) estén sujetos a una tasa mínima de impuestos en EE.UU.
· Se crea un incentivo para que las compañías estadounidenses vendan bienes y presten servicios en el extranjero gravando los ingresos de esas actividades a una tasa reducida del 13.125%, dicha tasa está estipulada a incrementarse a 16.04% para los ejercicios fiscales posteriores al 31 de diciembre del 2025.

La reforma tributaria es un complemento de la política comercial, en donde fortalece a la industria y empresas reduciendo impuestos, pero con el compromiso de que se generen más empleos y mejores las condiciones de los trabajadores.


7. ¿Cuáles son los cambios más significativos para la promoción de inversión dentro de Estados Unidos?
· La reducción del 35% al 21% la tarifa máxima del impuesto a la renta sobre las corporaciones, ubicando a EEUU como uno de los países más competitivos en América y en el mundo, dentro del club de los países más desarrollados. En efecto, el promedio de la tarifa nominal del impuesto a las sociedades para los países de la OCDE era en el 2017 del 24.18%, mientras el promedio de países de la Alianza del Pacífico era del 29.38%. Queda así EEUU con la estructura fiscal corporativa más baja del NAFTA (30% México, y 27% Canadá), sino que además tiene una tarifa casi un 20% inferior a la que hoy se aplica en las zonas francas y zonas económicas especiales de China, del 25%.
· La exención del impuesto sobre la renta respecto de la distribución de dividendos por parte de una sociedad extranjera, distintas a aquellas calificadas como passive foreign investment companies (PFIC) que no sean entidades controladas en el exterior (CFC), en favor de una corporación estadunidense, siempre que ésta última tenga una participación igual o superior al 10% en la primera.
· La deducción inmediata a ciertos activos adquiridos y utilizados entre el 27 de septiembre del 2017 y antes del 1 de enero del año 2023. En los próximos cinco años una corporación que realice grandes inversiones en EEUU podrá deducir completamente de ese año, el costo total de tales activos, llevando en la práctica su tarifa a un 0%, o inclusive generando un crédito fiscal. Para aquellas inversiones posteriores al 1 de enero del 2024 y anteriores al 1 de enero del 2027, la deducción se limita a un 20% para cada año.
· La deducción del impuesto sobre la renta de las Corporaciones, los ingresos de fuente extranjera que obtengan por la explotación (compraventa, licenciamiento y cualquier otro tipo de disposición) de intangibles en favor de personas que no tengan la calidad de “estadunidense”, así como de los costos de investigación y desarrollo vinculados a las exportaciones.
· A lo anterior debe adicionarse los incentivos propios de las zonas francas norteamericanas (Foreing Trade Zones) y zonas económicas especiales, de las cuales hay cerca de 500 entre zonas principales y sub zonas, que albergan plantas para fabricación de vehículos, refinadoras de petrolero, laboratorios farmacéuticos y grandes centros logísticos, con un movimiento superior a los 800 mil millones de dólares al año que generan 450.000 puestos de trabajo directos.

8. ¿Desde su perspectiva como directora ejecutiva de Amcham Colombia, cuales aspectos considera que deberían tener los candidatos en la relación con estados unidos?
Tanto el Gobierno como los aspirantes a la Presidencia deben analizar el impacto que la decisión tendrá en la tributación colombiana pues es posible que las empresas con accionistas estadounidenses comenzarán a repatriar recursos, ingresos y dividendos. Es probable que, para nivelar ese desbalance, el próximo Gobierno proponga la reducción de la tarifa del impuesto de renta para las empresas.
Otro punto es revisar los beneficios tributarios para hacerlos más atractivos para los inversionistas. Por último, no crear un nuevo impuesto a la riqueza que afecte el interés de invertir o mantener las inversiones de las empresas extranjeras en Colombia.

9. ¿Cuáles son los principales incentivos en las Zonas francas y ZEE de Estados Unidos?
Los incentivos principales de estas zonas francas y zonas económicas especiales son el diferimiento de los gravámenes arancelarios e IVA a las importaciones, el arancel revertido a los bienes manufacturados en esas zonas que ingresen al mercado norteamericano (se liquida el menor arancel correspondientes a las materias primas o al producto final sobre el valor agregado extranjero), y la facilidad de la declaración única mensual de importación. Sin duda, esta ambiciosa reforma fiscal cambiará el eje de las inversiones de los principales socios comerciales de los Estados Unidos y tendrá un gran impacto directo sobre la propuesta de valor que las cerca de 500 zonas francas y zonas económicas especiales de América Latina, tienen para atraer y retener hoy las inversiones que han venido cosechando durante décadas. Gran reto para la Asociación Latinoamericana de Zonas Francas, AZFA y para cada uno de sus países miembros, el analizar cómo se puede complementar la propuesta fiscal norteamericana, con los incentivos que cada zona franca y zona económica especial ofrecen, para generar cadenas regionales y hemisféricas de valor, en especial utilizando los acuerdos de libre comercio que hoy los Estados Unidos tiene con 11 países de América Latina.

10. ¿Qué impacto ha tenido en cuanto a las decisiones de inversión de las empresas?
· Hasta ahora, la industria de los combustibles fósiles (que también ha gozado de una creciente desregulación en la era Trump) trajo las promesas más millonarias. La gigante petrolera Exxon Mobil anunció que, “en parte gracias” a la reforma tributaria, destinará US$35.000 millones adicionales a nuevas inversiones en Estados Unidos durante los próximos cinco años. Esta inversión extra se suma a los US$ 15.000 millones ya previstos, lo que genera un total de US$50.000 millones de inversión total hasta 2022 por parte de la mayor petrolera del mundo, según informó su gerente general, Darren Woods.
· En las telecomunicaciones, Comcast anunció que otorgará bonos de US$1.000 a 100.000 empleados. El gerente general, Brian Roberts, también dijo que la compañía espera gastar “mucho más de US$50.000 millones en inversión en infraestructura durante los próximos cinco años”.
· Por su parte, AT&T dijo que otorgaría bonos de US$ 1.000 a más de 200.000 empleados en EE.UU. Además, prometió invertir US$1.000 millones adicionales en el país en 2018. El presidente ejecutivo de la empresa, Randall Stephenson, elogió la reforma fiscal como “un paso monumental para llevar los impuestos pagados por las empresas estadounidenses en línea con el resto del mundo industrializado”. Mientras implementa esos cambios, AT&T está esperando la aprobación del Departamento de Justicia de Trump para hacer efectiva su adquisición pendiente de Time Warner, una operación de US$85.000 millones.
· El sector aeroespacial también ha generado noticias: Boeing anunció que gastaría US$300 millones en “inversiones relacionadas con empleados y acciones caritativas” debido al nuevo sistema de impuestos. En un comunicado, el gerente general de la compañía, Dennis Muilenburg, manifestó que el paquete de reformas “nos permite competir mejor en el escenario mundial y nos da una base más sólida para la inversión en innovación, instalaciones y habilidades que respaldarán nuestro crecimiento a largo plazo”.
· Por su parte, la automotora Ford anunció que abrirá más plantas de producción que se sumen a la instalada recientemente en Michigan, en un proyecto que trasladaron desde México poco después que Trump ganara la elección. En ella, el fabricante de vehículos invirtió más de US$700 millones.

11 ¿Consecuencias que podía tener en el tema fiscal esta reforma tributaria en el futuro?
A mediano y largo plazo la reforma deteriora su posición fiscal en momentos en que la relación Deuda pública/PIB de los Estados Unidos bordea el 110%. Este impulso fiscal hará más difícil la tarea de retracción de la liquidez por parte de la FED y el logro de un “aterrizaje suave” de la reconocida burbuja bursátil que allí se tiene. El alza de la tasa repo del actual 1,5% hacia el 2,5% a lo largo del 2018 podría resultar insuficiente para lograr esos múltiples objetivos de evitar inflación-salarial y moderación en los movimientos de sus mercados financieros. La volatilidad que experimentan los mercados de renta fija y la incertidumbre sobre el empinamiento de sus curvas tiene a los mercados “… al borde de un ataque de nervios”.

12. ¿Cuál es el marco aplicable a las personas físicas?
· Modificación de las tasas del impuesto sobre la renta para individuos siendo las nuevas tasas 10%, 12%, 22%, 24%, 32%, 35% y 37% de 2018 a 2025
· Aumento de los "montos de exención" para el AMT individual para los años fiscales que comiencen después de 2017 y antes de 2026, incluidos aumentos significativos en los montos a los que la exención se elimina paulatinamente
· Se deroga el "mandato individual" bajo la Ley Salud reduciendo a cero el impuesto que se aplica a las personas que no adquieren un seguro de salud, a partir de 2019
·  Se limita la deducibilidad de intereses sobre hipotecas de nuevas viviendas a $ 750,000 desde 2018 hasta 2025
· Se limita la deducción individual para los impuestos estatales y locales a $ 10,000 de impuestos combinados a la renta y a la propiedad desde 2018 hasta 2025
· Extender el piso de deducción de gastos médicos del 7.5% del ingreso bruto ajustado a individuos en 2017 o 2018
· Se duplica el crédito tributario por hijos a $ 2,000 desde 2018 hasta 2025
· Se conserva el impuesto a la herencia, no obstante, se duplica la exclusión y se permite su ajuste por inflación

 

Vea más información sobre la Reforma Tributaria aquí